Press "Enter" to skip to content

El Apple Watch vuelve a las tiendas estadounidenses

Un juez permite a la compañía reanudar las ventas de su reloj inteligente en el país mientras se resuelve una disputa sobre patentes

Clientes en una Apple Store de Nueva York.
Clientes en una Apple Store de Nueva York.APPLE
  • Sentencia Apple dejará de vender algunos modelos de Apple Watch esta semana en EEUU tras perder un juicio sobre patentes

La semana pasada Apple tuvo que parar la venta de los últimos modelos de relojes Apple Watch en Estados Unidos. El 21 de diciembre desparecieron de su tiendas virtuales y el 25 de todos los comercios físicos. Ahora, y gracias a una orden judicial emitida 24 horas después del cese de importaciones y ventas, los dispositivos han vuelto a las estanterías.

Se trata de una victoria parcial para Apple. La medida da a la empresa unas semanas de respiro hasta que una apelación formal decida si los relojes Apple Watch Series 9 y Ultra 2 violan algunas de las patentes del fabricante de dispositivos médicos Masimo.

El pasado mes de octubre la Comisión Internacional del Mercado (ITC) consideró que el sensor de oxigenación en sangre de estos relojes lo hacía y ordenaba frenar la importación de los dispositivos y su venta si Apple no llegaba a un acuerdo para licenciar la tecnología antes del 25 de diciembre.

Conforme pasaban las semanas, la única esperanza para Apple era que el gobierno federal de EEUU revocase la decisión de la comisión. La compañía solicitó a la administración de Biden que se pronunciara sobre el caso pero, como suele ser habitual en estas disputas, la administración no intercedió.

Con la nueva orden Apple puede reanudar las ventas del dispositivo pero sólo hasta mediados de enero, cuando se conocerá el veredicto de una apelación formal a la Comisión Internacional del Mercado. Si la ITC ratifica su decisión inicial, Apple podría verse forzada a llegar a un acuerdo con Masimo si quiere continuar vendiendo los relojes.

En su catálogo solo hay un modelo que no se ve afectado por la medida, el Apple Watch SE, dado que carece de sensor de oxigenación en sangre. Según la publicación Bloomberg, que ha tenido acceso a fuentes internas de Apple, la compañía tiene también lista una modificación del software de los relojes con la que podría esquivar el bloqueo de las importaciones y ventas.

Es difícil saber cuál será el impacto en las cuentas de la empresa. La mayoría de analistas coinciden en que la prohibición apenas se notará en las cuentas del cuarto trimestre de 2023, ya que la mayoría de las compras navideñas se realizaron cuando el dispositivo aún estaba disponible. Aunque Apple paró las ventas online el 21 de diciembre, el reloj seguía estando en las estanterías de muchos comercios.

Pero una prohibición prolongada durante 2024 sí podría ser un pequeño golpe. Aunque el Apple Watch no es un dispositivo que mueva tanto volumen como los iPhone, es un producto popular y clave en la estrategia de salud y bienestar de la empresa.