Press "Enter" to skip to content

¿Quién ayuda a los Reyes Magos a repartir su magia?

Existen 3 autónomos que son la envidia de cualquier empresa de logística y correo del planeta. Es la historia de Melchor, Gaspar y Baltasar, así se llaman, que consiguen en una noche lo que ninguna compañía de envíos lograría si bien juntase sus años de actividad. Ni un fallo en las direcciones, ningún bulto perdido, imagen de marca impecable, cien% de recensiones positivas…

Su popularidad hace que no sea arriesgado aseverar que todos y cada uno de los lectores de este documental han recibido bultos procedentes de su central en Oriente. Para explicar de qué forma consiguen una eficiencia perfecta basta una palabra: magia.

Sin embargo, como su nombre señala, solo los Reyes Magos -los 3 autónomos de esta historia- pueden hacer uso de ella. La consecuencia inmediata de este privilegio es la envidia de todo el campo logístico, si bien admite deportivamente la superioridad de Sus Majestades de Oriente y se resigna a no poder competir con ellos.

Pero pese a que todos y cada uno de los contendientes del campo aceptan que la perfección es solamente cosa de ellos 3 -y, tal vez, asimismo de San Nicolás-, aspirar a lograrla transforma a los operadores de logística y transporte en los mejores pajes reales durante estas datas. Y es que es sabido que los Reyes Magos cuentan con una extensa plantilla de cooperadores autorizados.

Según datos de UNO, la patronal de empresas logísticas y de transporte, las compañías del campo administran a lo largo de las campañas de Black Friday y Navidad 108 millones de envíos, con picos que llegan a los cuatro con seis millones día tras día. Por eso, para hacer en frente de este reto los primordiales pajes reales autorizados -asimismo llamadas compañías- se fortalecen tanto en lo personal como tecnológico y empiezan a preparar la campaña de Black Friday y Navidad ya desde verano.

«Para Seur, Navidad es el mayor periodo de actividad y operaciones de todo el año; hemos ampliado el número de profesionales en 3.200 e incrementado nuestra capacidad logística con 50.000 metros cuadrados adicionales para albergar el alto volumen de paquetes», explica Marian Illera, directiva de Transformación y Tecnología de Seur.

Algo afín ocurre con otros pajes del campo como Nacex, que acrecienta su plantilla un treinta%. Asimismo en Sending, que aumenta un veinticinco% su personal de almacén y un treinta% el de reparto y como explica su presidente ejecutivo, Juan Pablo Lázaro, «desde julio empezamos a preparar la campaña de Black Friday y Navidad; y desde septiembre nos reforzamos».

Pajes tecnológicos

La transformación digital en el cosmos de los envíos no es una opción, la única cuestión es atinar en de qué forma encararla. En este sentido, el informe La R-Evolución Tecnológica de la Logística, elaborado por UNO al lado de T-Systems, apunta que su desarrollo pasa por trabajar cuatro ámbitos relacionados entre sí: la organización y las personas, como actores activos de la transformación; los procesos, que deben redefinirse y optimizarse; los datos, transformándolos en información de valor, y la tecnología, implantando soluciones para facilitar y permitir este cambio.

La clave es que las personas, pilares irremplazables, realicen esta transformación basándose, como explica el informe, en siete tecnologías fundamentales para el futuro -y presente- de la logística: cloud, ciberseguridad, Internet de las Cosas (IoT en sus iniciales en inglés), 5G, analítica de datos, Inteligencia Artificial (IA) y UX/UI (el diseño digital para una buena experiencia del usuario).

Para que los pajes reales -infiltrados entre las compañías del campo- puedan proseguir haciendo su magia terrenal a lo largo de esta Navidad es esencial contar con las soluciones que estas tecnologías dejan desarrollar. Una apuesta por la innovación que impulsan a lo largo de todo el año, mas que indudablemente tiene en los meses de noviembre, diciembre y enero el reto más esencial del año.

La IA y el Internet de las Cosas han irrumpido como actores de esta transformación de una manera tan repentina como señalada. La sencillez de la IA para examinar grandes volúmenes de datos, comprender las relaciones entre diversos puntos de la cadena de suministros, administrar la inseguridad o dar visibilidad de las operaciones lo transforma, sostiene el informe, «en un factor de cambio potencial».

Sin embargo, Lázaro va más allí en esta valoración: «La IA es el motor del gran cambio de modelo logístico; hemos pasado de ser reactivos, esperar al cliente, a uno proactivo gracias a la predicción de la Inteligencia Artificial». «Hoy el 6% de compañías de transporte empleamos IA, para 2028 será el 80% porque es absolutamente imprescindible», sentencia el presidente de Sending.

Una relevancia que le da a esta tecnología por el hecho de que, como apunta, «los datos por sí solos pueden no decir mucho y si tenemos demasiados y no los ordenamos más que información es desinformación. Ahí es donde entran los modelos de IA: ponen orden en el dato y desarrollan modelos de conducta; es el paso fundamental que nos convierte en un sector predictivo».

Esta transformación acelerada merced a la IA ofrece, en opinión de la directiva de Transformación y Tecnología de Seur, grandes ocasiones que se amplifican con «la reciente aprobación de la ley de IA en la UE, que significa que tenemos seguridad jurídica para implementar métodos y sistemas que transformarán la sociedad y, por ende, nuestros modelos».

De de qué forma transformar un término abstracto en una realidad diaria dan cuenta en Seur, como explica Illera: «Para ofrecer una de nuestras soluciones estrella, Seur Frío, disponemos de 2.000 dispositivos que incorporan tecnología IoT para asegurar la medición y el mantenimiento de la temperatura durante el transporte para garantizar la cadena de frío». Pues sí, los Reyes Magos asimismo entregan productos refrigerados.

El nuevo rumbo

El Dorado de la logística prosigue en exactamente el mismo sitio, mas ha cambia la senda para alcanzarlo. Illera considera que este nuevo rumbo digital coincidió con la pandemia: «Fue el punto de inflexión, el confinamiento y sus derivadas supuso que los procesos de digitalización avanzasen a pasaos agigantados».

Una idea que comparte Lázaro, si bien agrega una más: «El aspecto puntual es la pandemia, pero también hay un aspecto generacional: los que tenían 10 años cuando se desarrolló internet ahora tienen capacidad de compra y usan su conocimiento digital para comprar».

La revolución tecnológica de la logística va de la mano del crecimiento del e-commerce y los nuevos desafíos que plantea en el momento de dar los pedidos. «Más personalización, más flexibilidad y más agilidad en los servicios» son, a juicio de Marian Illera las necesidades de la sociedad a las que la logística debe hacer frente. La contestación está en soluciones como puntos de recogida a cualquier hora en locales de proximidad y los llamados lockers, taquillas inteligentes distribuidas por todo el territorio. «Más que home delivery [entrega a domicilio] yo prefiero llamarlo hand delivery [entrega en mano], porque la entrega puede no ser en tu casa, pero sí es a ti o a quien autorices», resume Juan Pablo Lázaro.

Todo un proceso de cambio que asimismo afecta a los tiempos. La previsión de los pajes reales aumenta por el hecho de que aumentan las ventanas de consumo. O sea, las cartas llegan mucho ya antes hasta Oriente y planear todo esto desmitifica la falsa creencia de que los Reyes y sus asociados trabajan solo una noche al año.

Señalar con el dedo un culpable puede ser injusto -y maleducado-, mas hay un culpable de que Melchor, Gaspar y Baltasar empiecen a planear su trabajo ya antes de lo que habituaban. Un responsable que tiene nombre inglés y día propio: el Black Friday. Lo que comenzó como una jornada de ofertas y descuentos a fines de noviembre engloba ya semanas enteras, y ha pasado de ser «una venta de impulso a una venta anticipada de Navidad», expone Lázaro.

No pueden contar con la magia, mas sí con algo que se le semeja cada vez más: la IA. Pues para que 3 personas reluzcan una noche, miles trabajan a lo largo de meses. Unos asociados indispensables a fin de que todo el planeta sonría la mañana del seis de enero. Entrega completada.